Sube al trono de Inglaterra Isabel I


 

Sube al trono de Inglaterra Isabel I

altLa reina que cambio la historia de su país y de Europa, nació en Greenwich el 7 de Septiembre del 1533, hija de Enrique VIII y de Ana Bolena y justamente por esa razón, pocas semanas después de la ejecución de la madre acusada de adulterio, el 1º de julio del 1536, fue declarada ilegitima. Transcurrió la mayor parte de su infancia junto con el hermanastro Eduardo, en Chelsea, en la casa de Caterina Parr sexta mujer de su padre, recibiendo una muy buena educación que conllevaba el aprendizaje del latín griego, italiano y francés. Su salud fue enfermiza desde la infancia. La actitud prudente que Isabel tuvo durante el reino de su hermana Maria (llamada la Sanguinaria, Bloody Mary), la salvo de fáciles retorsiones y cuando subió al trono en el noviembre del 1558 fue aclamada por todas las facciones y por los ciudadanos. Tenia solamente 25 años, una mujer de media estatura, una gran melena pelirroja y unas manos (cuentan los cronistas de la época) muy bonitas.  Tenía un temperamento fuerte y volitivo que la ayudaba a superar sus precarios estados de salud